OPINIÓN E IMAGEN

Romero de ‘tajada’. El dirigente del PP se reunió con Rato el día antes de la crisis

Todos los caminos conducen a Romero de Tejada. El 10 de junio reventó en la Asamblea de Madrid la trama urdida contra el Gobierno de Rafael Simancas. Un día antes, también por la mañana, el secretario general del PP de Madrid acudía al Ministerio de Economía a despachar con su amigo Rodrigo Rato, un encuentro del que no se tenía conocimiento hasta ahora. Esa misma jornada, 9 de junio, Romero de Tejada habló con el abogado y militante popular José Esteban Verdes, el cual, a su vez mantuvo diversos contactos con Eduardo Tamayo. La red de contactos entre Tamayo, Verdes y Romero de Tejada sube de nivel y alcanza al Gobierno, incluyendo el nombre del vicepresidente segundo y aspirante confeso a suceder a José María Aznar.

Por Ana Pardo de Vera

onocía Rodrigo Rato lo que se estaba urdiendo en la Asamblea de Madrid? Su hombre de confianza en Madrid, Ricardo Romero de Tejada –desde tiempos de su alcaldía en Majadahonda, conocido como Romero de ‘tajada’ entre los muros de Génova y, ahora, fuera de ellos–, asegura que él sólo había oído rumores previos sobre la posibilidad de la ausencia de Tamayo y Sáez de la Asamblea de Madrid el día de la votación de la Presidencia de la Cámara. No les dio la más mínima importancia, dijo, aunque una larga lista de eventualidades (ver, ‘Pura casualidad’) apuntan, según la oposición socialista, a que el secretario general del PP madrileño estaba al tanto de todo.

Seguramente, si Romero de Tejada conocía la trama que reventó el pasado 10 de junio y dejó a Rafael Simancas sin el Gobierno de la Comunidad de Madrid, no pasaría sin comunicársela al vicepresidente segundo el pasado 9 de junio, cuando acudió, según pudo saber El Siglo, a la sede del Ministerio de Economía para ver a Rodrigo Rato. Una fuente oficial muy cercana a éste confirma este encuentro, aunque señala que se produjo en el marco de una serie de ellos, que venían de días atrás y que tuvieron lugar "para analizar el resultado de las pasadas elecciones", las autonómicas y municipales del 25 de mayo. Además, añade este mismo portavoz, Rato y Romero de Tejada no estaban solos, pues con ellos se reunió más gente para examinar el desenlace electoral.

Según ha sabido esta revista de fuentes de absoluta solvencia, el titular de Economía y el secretario regional del PP se reúnen con mucha frecuencia. Tanta que para acudir al despacho de Rato en el ministerio, Romero de Tejada se ahorra la entrada reservada al común de los mortales, con todo el molesto paso de controles de seguridad que conlleva, y accede al edificio por el patio reservado a las personas de estricta confianza del vicepresidente segundo.

El círculo que rodea la trama de Madrid se estrecha en torno al ex alcalde de Majadahonda y si su implicación en los hechos que reventaron el Gobierno regional PSOE-IU queda demostrada finalmente, tal y como dicen los socialistas que se hará, no sólo Romero de Tejada verá desplomarse su carrera política, sino que Rodrigo Rato se encontrará con un obstáculo insalvable en su galopada hacia La Moncloa.

De momento, al menos hasta el cierre de esta edición, el escándalo de Madrid ha provocado la caída de Fernando Bastarreche, el que fuera ex director general de "Madrid Excelente", la empresa que concedía el principal sello de calidad de la Comunidad de Madrid. El PP no está en absoluto satisfecho con ese cese fulminante ordenado por Alberto Ruiz-Gallardón (ver, Gallardón va a lo suyo), pues creen que es darle la razón al PSOE –en donde no ha habido ni dimisiones ni ceses– en su tesis de que los populares son los muñidores de la trama.

Desde luego, todos los episodios del escándalo de la Asamblea madrileña repiten protagonista. También la trayectoria de Bastarreche va a dar al omnipresente número dos del PP madrileño: éste fue su valedor para que el ex responsable de "Madrid Excelente" asumiese la candidatura del PP a la alcaldía del municipio madrileño de Sevilla La Nueva, aunque la dirección regional del PP no se puso de acuerdo en cuanto a si era o no el aspirante adecuado y el plan de Romero de Tejada para su amigo no prosperó. Tampoco faltan Bravo y Vázquez en el capítulo Bastarreche, aparte de la amistad que une a éste y a Bravo desde hace diez años. La empresa Euroholding es la única promotora de pequeño o mediano tamaño que, durante el mandato de Bastarreche, obtuvo la marca "Madrid Excelente". Para dársela, el ex director general alegó la colaboración de la empresa "con diversas instituciones públicas y privadas de carácter social para contribuir al bienestar social".

Sin olvidar la antigua amistad que une a Romero de Tejada con el recién casado José Esteban Verdes (ver, Comieron perdices, a pesar de todo): ambos estudiaron en el madrileño colegio de El Pilar y estuvieron destinados en el Banco Atlántico en etapas coincidentes. Hoy, comparten su afición por el mus, echando sus partidas con relativa frecuencia, y se reúnen para comer y cenar más que de vez en cuando.

Poderoso custodio. El secretario general del PP de Madrid y alcalde de Majadahonda desde 1989 hasta 2001 es, sin ninguna duda, el hombre de Rato en Madrid. Y ahora le hace más falta que nunca al vicepresidente segundo, pues la inminencia de la elección del sucesor de Aznar, en la que Rato se ha postulado candidato con capacidad de sobra, le hace buscar apoyos por debajo de las piedras.

La fidelidad de Romero de Tejada hacia el ministro y amigo es incuestionable, y viceversa, sólo hay que oír la apasionada defensa que el Rato hizo de él cuando surgieron las primeras casualidades que relacionaban al ex alcalde de Majadahonda con la trama de Madrid. Sin embargo, aunque Romero de Tejada ha podido sortear con relativa fortuna sus temas judiciales para que no limiten ni su cargo político ni la trayectoria de Rodrigo Rato, la cuestión de la Asamblea de Madrid empieza a complicársele.

En el complejo reparto de poder del PP de Madrid, tres hombres se han dsitribuido la cuota hasta ahora. El primero es el presidente de los populares madrileños, Pío García-Escudero, hombre de la confianza directa de Aznar. El segundo es Ricardo Romero de Tejada, hombre de Rato –accedió a la secretaría regional del PP de la mano de éste en 1996–, y el tercero es Alberto Ruiz-Gallardón, "hombre de sí mismo", dicen en Génova, y parece que ahora más que nunca.

Y en la asignación de funciones, a Romero de Tejada le corresponde tomar las decisiones sobre quién es o no apto para aspirar a alcalde en los municipios de Madrid, además de disciplinarlos a todos. Casi nada. El secretario general ordena y manda y aquellos que son elegidos para regir los pueblos en nombre del PP, previo paso afortunado por las urnas, se convierten en colaboradores, dispuestos a apoyarle a él y a apoyar a quien él quiera que apoyen, esto es, a Rodrigo Rato, por ejemplo, en el proceso de sucesión.

Sin embargo, como regidor de Majadahonda, los doce años de gestión de Romero de Tejada le dieron muchos sobresaltos, algunos que siguen coleando. Así, el de 1995, cuando el alcalde majariego tuvo que declarar ante un juez por una oscura adjudicación de viviendas locales; o el de 1997, cuando el polémico ex presidente del Atlético de Madrid, Jesús Gil, firmó con Romero de Tejada un acuerdo que cedía suelo para la ciudad deportiva del equipo rojiblanco, lo que derivó en un tenso escándalo en los plenos del ayuntamiento. A estas polémicas decisiones, se han sumado, por un lado, sus coqueteos con la empresa privada (en una entrevista a El Siglo, el pasado mes de enero, Romero de Tejada aseguraba que sólo participó con unos amigos en la empresa privada Arquimoby 98’, aunque su nombre figura en el Registro Mercantil de Atlae Banco, Caja de Ahorros y Monte de Piedad de Madrid, Caja Madrid E-Business, Compañía Transmediterránea, Corporación Financiera de Caja Madrid, Madrid Hipotecaria S.A. Establecimiento Financiero de Crédito y la extinguida sociedad Tecom 100 S.L.), incluida la niña bonita, su puesto en el Consejo de Caja Madrid, al que accedió como alcalde de Majadahonda, pero en el que será relevado próximamente, cuando culmine el proceso de renovación de este órgano (ver, Blesa se blinda en Caja Madrid).

Por otro lado, a Romero de Tejada no le benefician en absoluto –ni, por extensión, a Rodrigo Rato– los frentes judiciales que tiene abiertos desde hace tiempo y que, para desesperación de los demandantes, no acaban de resolverse. El secretario general del PP es un viejo conocido de las tramas inmobiliarias que se han desarrollado en la Comunidad de Madrid. Lucinda Requena es una madrileña que espera, y apenas le queda paciencia, a que el Juzgado de Instrucción número 3 de Majadahonda dictamine sobre la denuncia presentada en 1998 por presuntos delitos de estafa, apropiación indebida y falsificación de documentos contra cinco imputados, entre ellos, Romero de Tejada. El Ayuntamiento de Majadahonda había expropiado, recalificado y parcelado los terrenos de Lucinda Requena –"zona verde", según ella–, en donde hoy está el Centro Oeste. El entonces alcalde intervino en la transacción de parte de ese suelo, casi 11.000 m2 y avaló, en los documentos de la operación la firma supuestamente falsificada de la propietaria, que realizó una pariente de Requena, la cual recibió de las promotoras Afar 4 –la todopoderosa promotora de Majadahonda, cuyo propietario Antonio Cubo mantiene un estrecha amistad con Romero de Tejada–, Azata S.A. –su dueño José Domingo Rodríguez también es un buen amigo del ex alcalde popular– y Geurco, entre otras, casi 53.000 euros, cuando los terrenos, según la propietaria, valen 20 veces más.

Además, la promotora Geurco y Romero de Tejada están incursos en otra denuncia. La presentada por el PSOE el año pasado ante la Fiscalía del Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) y la Fiscalía Anticorrupción por un caso de presunto perdón de deuda. Según la corporación socialista de Majadahonda, el ex alcalde popular habría adjudicado a dedo a un grupo de inmobiliarias que encabezaba Geurco unas obras de urbanización de 2,6 millones de euros. El ayuntamiento no pagó el importe, aunque reconoce la existencia de esta deuda, a pesar de que el interventor municipal había informado de que no existía consignación presupuestaria para su realización. Geurco tendría que haber pagado al ayuntamiento 1,14 millones de euros, pero el actual alcalde Majadahonda, Guillermo Ortega, entonces concejal de Urbanismo, se la perdonó, según los socialistas.

También la Fiscalía del TSJM y Anticorrupción investigan otra denuncia del PSOE por un supuesto trato de favor de Romero de Tejada a la constructora Necso Entrecanales, filial del grupo Acciona, mientras que el Tribunal de Cuentas ha ordenado a finales del mes pasado la apertura de juicio por presunta responsabilidad contable –daño al patrimonio público– al Gobierno municipal de Majadahonda de 1991 a 1993, etapa de la alcaldía de Romero de Tejada. La decisión está relacionada con el recurso presentado por la acción popular, representada por el abogado José María Maldonado.

Comieron perdices, a pesar de todo

Parece que el hecho de estar en la primera página de los periódicos, casi a diario desde que estalló la crisis de Madrid, el pasado 10 de junio, no ha empañado la felicidad de los contrayentes José Esteban Verdes y Paloma García Romero. Al contrario, se les vio realmente exultantes al enterarse, después de la ceremonia civil del pasado 3 de julio, que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid había rechazado la querella presentada por el PSOE contra los diputados Tamayo y Sáez, Romero de Tejada y el propio Esteban Verdes.

Así que el abogado y militante del PP y la concejala de Alberto Ruiz-Gallardón se casaron ante sus familiares en la Junta Municipal de la Plaza Mayor de Madrid. Y entre todas las casualidades que rodean a este matrimonio, especialmente al novio -que es amigo casual de Tamayo, de Bravo y de Romero de Tejada–, otra más se produjo en la misma sede municipal en donde contrajeron los dos populares. El oficiante de la ceremonia resultó ser Manuel Troitiño, ex diputado autonómico del PP y actual concejal del distrito Moncloa-Aravaca. Pero esto sería lo de menos si Troitiño no hubiese tenido también su gran momento de polémica, en este caso, tremendamente bochornosa y que le costó 490 euros de sanción impuestos por su propio Grupo Parlamentario. El celebrante de la boda del 3 de julio fue uno de los dos diputados que, mientras el Pleno de la Asamblea de Madrid debatía una propuesta contra los malos tratos a las mujeres, se dedicaba a ver algo mucho más divertido: las imágenes pornográficas que mostraba un ordenador portátil del que disponen todos los parlamentarios para su trabajo como tales y que, por razones obvias, todos los madrileños pagan para sus representantes.

Después del enlace, los ya marido y mujer se fueron a cenar con sus amigos –algunos como Romero de Tejada o Ruiz-Gallardón prefirieron ir directamente al ágape, en un conocido restaurante de la Carretera de La Coruña– para celebrar el feliz acontecimiento. Pasaron su noche de bodas –a estas alturas, este detalle clasificado en la vida cotidiana de muy personal lo conoce todo el mundo– en el exclusivo palacete del Hotel Santo Mauro, de la madrileña calle Zurbano, gracias a la eficiencia de los otros amigos casuales, Francisco Bravo y Fernando Bastarreche. El primero, por cierto, también se casó el pasado 4 de julio, en la Iglesia de los Jerónimos. En cuanto a Bastarreche, el matrimonio Esteban Verdes-García Romero ya le puede estar agradecido, porque reservar la dichosa suite nupcial del Santo Mauro para sus amigos casuales le costó el puesto el trabajo.

PPura  casualidad

Desde el PP, se jura y perjura que no hay más que un cúmulo de casualidades en la larga lista de hechos publicados en los medios de comunicación, que vincula principalmente al diputado traidor, Eduardo Tamayo; al hombre de confianza de Rodrigo Rato, Ricardo Romero de Tejada; al abogado y militante del PP, José Esteban Verdes, y al constructor de profesión, pero, de afición, valedor de candidatos políticos y dispensador de suites en hoteles, Francisco Bravo. Sin embargo, la lista de ‘casualidades’ es tan extensa que merece, como mínimo, este recopilatorio de la información publicada desde que el pasado 10 de junio, Tamayo y Sáez decidieron abortar el Gobierno Simancas.

n 8 de junio: —Ricardo Romero de Tejada habla por teléfono con su viejo amigo, el abogado y militante popular desde 1983, José Esteban Verdes. Desde el 3 de julio, Verdes está casado con la concejala de Ruiz-Gallardón, Paloma García Romero.

—Esteban Verdes habla cinco veces con Eduardo Tamayo. Lo había hecho casi medio centenar de veces desde el pasado mes de febrero. La mayoría de estos contactos telefónicos se concentran en la jornada electoral y en el día de la traición.

n 9 de junio: —Romero de Tejada acude al Ministerio de Economía a reunirse con el vicepresidente Rodrigo Rato. El secretario general del PP de Madrid, reconoce días después, había oído comentarios sobre la posibilidad de la ausencia de Tamayo y Sáez en la votación de la Asamblea antes de producirse, pero que no les dio importancia.

—Romero de Tejada mantiene tres contactos telefónicos con el abogado José Esteban Verdes. El secretario general del PP asegura que hablaron sobre la boda de Verdes, que se casó el 3 de julio con la concejala de Ruiz-Gallardón, Paloma García Romero.

—Esteban Verdes habla cuatro veces por teléfono con Tamayo.

—Tamayo llama al constructor Francisco Bravo. Según queda registrado en el teléfono móvil del Grupo Parlamentario Socialista, Tamayo ha hecho cinco llamadas a Bravo entre el 23 de mayo y el 9 de junio.

n 10 de junio: —El PSOE pierde en votación la Presidencia de la Asamblea de Madrid y queda sin escaños suficientes para gobernar con IU tras la deserción de los diputados Tamayo y Sáez.

—Tamayo llama nueves veces, desde las 9,44 hasta las 12,40 horas, al abogado José Esteban Verdes. También llama al constructor Francisco Bravo, otro viejo conocido de Romero de Tejada.

—Por la tarde y durante 151 minutos, según el registro electrónico, el constructor Bravo se reúne en la sede central del PP de la calle Génova con Ricardo Romero de Tejada y Juan Antonio Teresa, candidato independiente a la alcaldía de Sevilla La Nueva.

n 11 de junio: —Bravo ordena a Enrique Cabezas, un hombre ligado al sector de la construcción, que se reserven dos habitaciones en el hotel Los Vascos para Tamayo y Sáez.

—Tamayo vuelve a llamar al abogado Esteban Verdes.

n 14 de junio: —Se publica en la prensa que, en 1996, Eduardo Tamayo había sido contratado por la portavoz del PP en el municipio madrileño de Patones para pleitear contra los presupuestos aprobados por el gobierno local del PSOE.

n 17 de junio: —Se sabe que Bravo y su tío, el también constructor Francisco Vázquez, participaron en una operación irregular de afiliación masiva al PP en Villaviciosa de Odón. Bravo y Vázquez fueron dos de los 78 nuevos militantes afiliados al PP.

n 18 de junio: —Pilar Martínez, entonces presidenta del partido en esa localidad, confirma a los medios que denunció un fraude en las 78 afiliaciones mediante el envío de cuatro cartas a Ricardo Romero de Tejada, secretario general del PP-Madrid, pero la Comisión de Derechos y Garantías del PP de Madrid no tuvo en cuenta la denuncia de Martínez y avaló el ingreso.

n 19 de junio: —La Comunidad de Madrid confirma que le han adjudicado a Eurohoding una parcela para levantar 34 chalets en Navalcarnero, a través de un concurso en el que los constructores Bravo y Vázquez hicieron la mejor oferta.

n 20 de junio: —Se publica que el gobierno municipal del PP en Navalcarnero adjudicó a Euroholding, en este caso fuera de concurso, una parcela de 277.837 metros cuadrados para un complejo de edificios de lujo.

n 30 de junio: —Alberto Ruiz-Gallardón desmiente que conociera con anterioridad las intenciones traidoras de los diputados Tamayo y Sáez. Ruiz-Gallardón salió así al paso de una información de ‘El Mundo’, que sostenía que su mano derecha en el ayuntamiento, el vicealcalde Manuel Cobo, le advirtió de la decisión de los dos tránsfugas socialistas..

n 2 de julio: —El diputado José Manuel Franco (PSOE) desmiente que hablara con el ex consejero de Trabajo Luis Peral (PP) en relación con una "confrontación" entre algunos socialistas y Tamayo. Ruiz-Gallardón había asegurado a El Mundo que conoció que se podrían producir problemas en la Asamblea porque Peral "había comido dos días antes" con un diputado del PSOE que le transmitió esos temores.

n 3 de julio: —Se hace público que el Ayuntamiento de Navalcarnero, gobernado por el PP, adjudicó casi un millón de metros cuadrados para oficinas, viviendas, hoteles y centros comerciales hace más de un año a tres promotores inmobiliarios, esta vez, en un concurso que los socialistas consideran plagado de anomalías. Entre los beneficiados estuvo Euroholding, la empresa de Francisco Bravo.

—Se casan José Esteban Verdes y Paloma García Romero. Varias semanas antes, Francisco Bravo reservó la suite nupcial del hotel de lujo en el que el matrimonio pasará su noche de bodas, según el registro informático del hotel Santo Mauro.

n 4 de julio: —Se casa el constructor Francisco Bravo en la Iglesia de Los Jerónimos de Madrid.

n 8 de julio: —El ex diputado del PP y director general de "Madrid Excelente", Luis Fernando Bastarreche, también viejo amigo de Ricardo Romero de Tejada, asegura que ha sido él quien reservó la suite de Verdes y García Romero.

n 9 de julio: —Fernando Basterreche admite que fue Bravo y no él quien reservó la suite nupcial en el Hotel Santo Mauro de Madrid para Esteban Verdes y García Romero, tal y como afirmó un día antes. Reconoce que encargó la gestión a Bravo.

n 10 de julio: —Bastarreche es destituido por el Consejo de Gobierno de la Comunidad de Madrid, que preside en funciones Alberto Ruiz-Gallardón, que alegó pérdida de confianza en el ya ex director general

07.07.03

 volver

© Copyright. 1998 - 2004. www.losgenoveses.net. Ningún derecho reservado. Aquí es todo de gratis y sin comisiones
( Página diseñada para ver con Explorer 5 o superior  a 1024 x 768 píxeles )