Francisco Pérez de los Cobos  : Un presidente  del Tribunal Constitucional MULTIUSO POLIVALENTE Y GENOVÉS

Si el sentido común no lo impide, Rajoy tiene previsto recompensarle por sus servicios prestados, tras su  cese como Presidente del TC, nombrándole Juez del Tribunal Europeo de Derechos Humanos en Estrasburgo. El mandato es de 9 años. Para ello se han aprobado unos requisitos a su medida y cerrando el paso a otros potenciales candidatos. Jueces por la Democracia y ADADE han interpuesto contenciosos ante el Tribunal Supremo por vulneración de derechos fundamentales al discriminar por razón de edad a los candidatos mayores de 61 años. Este es lo que ha y de momento

MATERIAL LECTURA

TEDH. ADADE. recurso contencioso administrativo.28.02.17
TEDH. jueces para la democracia. recurso contencioso administrativo.14.02.17
TEDH. consejo de ministros. Normas elección candidato a juez. BOE.31.01.17

LAS NOTICIAS

EL SUPREMO SUSPENDE EL ACUERDO DEL GOBIERNO PARA NOMBRAR AL NUEVO JUEZ ESPAÑOL EN ESTRASBURGO

Jueces y Abogados contra la ‘trampa Pérez de los Cobos’ del Gobierno Rajoy

Rajoy ‘manipula’ las reglas para asegurarse la colocación de ‘sus jueces’ en los Tribunales clave

El Gobierno allana el camino para que Pérez de los Cobos entre en el Tribunal de Estrasburgo

EL GOBIERNO PROPONDRÁ A PÉREZ DE LOS COBOS COMO JUEZ ESPAÑOL EN EL TEDH
 


EL SUPREMO SUSPENDE EL ACUERDO DEL GOBIERNO PARA NOMBRAR AL NUEVO JUEZ ESPAÑOL EN ESTRASBURGO

El Tribunal Supremo ha suspendido el acuerdo con el que el Consejo de Ministros puso en marcha el nombramiento del próximo juez de España en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH) de Estrasburgo. Según diversas fuentes, el la intención Gobierno es que el elegido finalmente sea Francisco Pérez de los Cobos, que está a punto de abandonar la Presidencia del Tribunal Constitucional (TC).La decisión ha sido acordada Sala de lo Contencioso-Administrativo a raíz de un recurso presentado por la asociación Jueces para la Democracia (JpD). Para adoptar la medida cautelar reclamada por la asociación ha sido necesario convocar la llamada Sala de Discordia, con la incorporación de dos nuevos magistrados tras un empate inicial entre los componentes de la Sección Cuarta. La decisión se ha tomado en contra del criterio de la Fiscalía y de la Abogacía del Estado

El punto conflictivo del acuerdo era la incorporación, por primera vez, de un límite de edad para acceder al puesto: 61 años. Ese requisito lo cumple Pérez de los Cobos, pero no alguno de los posibles rivales. Singularmente, la ex presidenta del TC María Emilia Casas.

El recurso de JpD considera que se trata de una discriminación por razón de edad. Según el Gobierno, la edad marcada es la que permitiría que cumpliese los 9 años de mandato antes de cumplir los 70, fecha de jubilación para el puesto. Los recurrentes alegan que sobre este punto sólo existe una recomendación de que los nombrados cumplan al menos cinco años en el puesto, lo que daría una horquilla de edad hasta los 65.Y de manera indirecta, por razón de sexo, puesto que las candidatas con currículo equivalente al de los hombres serían más mayores por su tardía incorporación laboral a las carreras jurídicas.

Al recurso especial de protección de derechos fundamentales se sumará un recurso ordinario por motivos muy similares anunciado ya por Adade (Asociación de Abogados Demócratas por Europa).La decisión del Supremo de dejar en suspenso el acuerdo retrasará una decisión que ya acumula retrasos. El puesto lo ocupa actualmente el magistrado Luis López Guerra, enviado al TEDH por el Gobierno socialista de José Luis Rodríguez Zapatero. Su mandato ha vencido, pero el periodo de Gobierno en funciones conllevó el retrasos en su sustitución.

Entre los asuntos en los que ha intervenido López Guerra se encuentra el de la doctrina Parot. El magistrado español respaldó la sentencia con la que el TEDH revocó ese criterio de cómputo de las penas que alargaba la estancia en prisión de los presos etarras.

El nombramiento del magistrado lo hace el Consejo de Europa entre la terna de candidatos propuestos por cada gobierno. El presidente del TEDH, Guido Raimondi, declaró recientemente que sigue "con atención" la elección del nuevo juez español y mostró "confianza en el proceso delicado" de designación.

http://www.elmundo.es/espana/2017/03/08/58c062d9e2704e9d618b4637.html

Jueces y Abogados contra la ‘trampa Pérez de los Cobos’ del Gobierno Rajoy

Recurren el límite de edad que ‘aseguraba’ al presidente del Constitucional su 'fichaje' por el Tribunal Europeo de Derechos Humanos

El Partido Popular tiene una larga historia de crear, o acomodar, leyes para ajustarlas a sus necesidades. El cambio, vía vicepresidenta, que se hizo en la ley de Televisión para permitir que bastara una mayoría para elegir al Presidente de RTVE es un ejemplo inolvidable. Con ese decretazo comenzaron la legislatura de la mayoría de Rajoy. También, sin complejos, en los inicios de esta legislatura, el pasado mes de enero, impulsaron otra decisión muy conveniente.., para sus intereses: poner límite de edad, en concreto los 61 años, a los magistrados que España pueda presentar al Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH).

Hoy por tí, mañana por mí

Se lo contábamos entonces. Era una medida sin precedentes, que no obedecía ni a condiciones del propio organismo, el TEDH, ni a quienes tenían que ratificar a los candidatos, los miembros de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa. La decisión, de un descaro extraordinario, estaba simplemente impuesta para devolver el favor al primer presidente en la historia del Constitucional que había sido militante de cuota de un partido, el PP, antes de ocupar el más alto cargo jurídico del país. Nos referimos a Francisco Pérez de los Cobos.

Con esta decisión, aparentemente arbitraria, en realidad el Gobierno estaba bloqueando que pudiera ser candidata al mismo puesto otra magistrado española que se apuntaba como su gran rival, la también expresidenta del Constitucional, María Emilia Casas, de 66 años, también catedrática.., con una ventaja, ser mujer en un organismo en el que dos de cada tres miembros son hombres.

La trampa del límite de edad ha parecido tan evidente que las asociaciones Jueces para la Democracia y la de Abogados Demócratas por Europa (ADADE) han interpuesto un recurso contencioso administrativo contra este establecimiento de “pautas para la elaboración de una terna de candidatos para la elección de Juez titular del Tribunal Europeo de Derechos Humanos”, porque, piensan, como se lee en el escrito presentado por la Asociación de Jueces que la decisión del Gobierno “introduce una discriminación por razón de edad que vulnera el derecho fundamental a la igualdad”.

La ley del embudo en versión judicial

Jueces para la Democracia, como apuntábamos, recuerdan que la exigencia de edad “no tiene justificación objetiva pues no constituye un requisito profesional, ni responde a las características de la actividad a desarrollar”, y añaden que este criterio implica que el factor de edad debiera ser subdiario “respecto a otras circunstancias de superior valoración en relación a la edad, como el conocimiento y la excelencia o como la necesidad de erradicar la desigualdad de género instaurando la paridad de hombres y mujeres en la composición del Tribunal”.

Lo irónico del asunto, y al tiempo la prueba de que el Gobierno de Rajoy y el partido que le soporta, mueven leyes y reglamentos según su conveniencia y la de sus personajes es que ese mismo partido, el PP, ha promovido la candidatura, que se encuentra a punto de ser presentada en el Senado, y seguramente aprobada, de un octogenario, Alfredo Montoya, para ocupar una de las plazas libres que quedan en el Constitucional.

Es decir, sin mover un músculo de la cara, el mismo partido y gobierno que impone un límite a los 61 años para ser juez del TEDH sin ninguna razón jurídica nacional o internacional que lo justifique, elige a un hombre nacido en 1937 para el máximo tribunal nacional. Naturalmente nada de esto se ha decidido en un sorteo entre magistrados. Alfredo Montoya, el octogenario, es conocido en el mundillo judicial como el guía espiritual jurídico e ideológico de Pérez de los Cobos. Y aún más, ambos son el abuelo y padre, respectivamente, de la desastrosa Reforma Laboral que tanto ha contribuido a fomentar la desigualdad durante los años de la crisis y que ahora se hace patente. El Gobierno y el PP les agradecen el servicio.

http://www.elplural.com/politica/2017/02/28/jueces-y-abogados-contra-la-trampa-perez-de-los-cobos-del-gobierno-rajoy

Rajoy ‘manipula’ las reglas para asegurarse la colocación de ‘sus jueces’ en los Tribunales clave

Pone límite de edad para favorecer a Pérez de los Cobos como juez europeo y presenta para el Constitucional a un octogenario

Los parlamentos autonómicos andan en estas fechas votando propuestas de jueces para renovar el Tribunal Constitucional. Es el sistema: las cámaras autonómicas plantean ternas con nombres de candidatos que después deberán afrontar el examen de la Comisión de Nombramientos de la Cámara Alta para ocupar las cuatro vacantes de magistrados existentes en el máximo Tribunal en las próximas semanas. Y al tiempo, el Gobierno anda poniendo en marcha otro proceso que afecta a los jueces, el de la renovación del representante español en el Tribual Europeo de Derechos Humanos (TEDH).

La línea Pérez de los Cobos

Pueden parecer dos procesos paralelos que, como las líneas, no se toquen ni en el infinito. Pero nada más lejos de la realidad. La ‘manipulación’ del Gobierno logra que incluso las leyes matemáticas se relativicen.., por supuesto, para su beneficio.

En el Consejo de Ministros de hace dos viernes se aprobaron las pautas para la elaboración de la terna de candidatos de las que debe salir el juez español para el Tribunal Europeo de Derechos Humanos. Y entre ellas se coló una que no tenía precedentes: los candidatos que presente España deben tener menos de 61 años.

La decisión, poner un límite de edad, como decimos, no tiene precedentes. Ni es tampoco una exigencia del organismo, el TEDH, ni de la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, que debe al final ratificar la propuesta del Gobierno español. ¿Por qué entonces se incluye? Porque el Gobierno tiene una deuda que quiere pagar por encima de todo: la que contrajo con su exmilitante, el aún presidente del Tribunal Constitucional Francisco Pérez de los Cobos, no solo afín a su ideología, sino padre de una de las cruciales reformas que el Gobierno Rajoy puso en marcha tan pronto llegó al poder, la reforma laboral y que salió adelante con su expreso apoyo jurídico.

La línea Alfredo Montoya

Con esta salida encontraría un puesto de oro para quien desde su puesto durante todos estos años ha tenido, y ha ejercido, el poder para decidir e influir en cuándo y cómo se dictaminaba en el Constitucional sobre temas tan cruciales como la propia reforma laboral o Cataluña, o cómo no salía de la carpeta de asuntos pendientes la ley de reforma del aborto.

¿Y qué sucede al incluir esa claúsula de edad para optar al puesto que Pérez de los Cobos busca y Rajoy quiere darle? Que quien era su gran rival, la magistrado María Emilia Casas, expresidenta también del Constitucional, y preferida en Europa por su condición de mujer para un tribunal en el que dos de cada tres miembros son hombres, queda automáticamente excluida, ya que tiene 66 años. La decisión sobre el límite de edad, por tanto, no parece gratuita.

Y aquí es donde las líneas que debieran ser paralelas sí se tocan. Porque el mismo Gobierno que pone obstáculos de edad para un puesto en la carrera judicial, en concreto los 61 años, sin el más mínimo rubor apuesta todo para que uno de los cuatro juristas con los que se debe renovar el Constitucional sea Alfredo Montoya, un experto en derecho laboral nacido ¡en 1937! Es decir, que en estos momentos está a punto de cumplir los 80 años.

Maestro y discípulo son líneas enredadas

El entrecruce de las líneas paralelas, para hacer el caso más espectacular, no queda sin embargo en esta mera supuesta contradicción. Se da el caso de que Alfredo Montoya reúne por un lado ser el inspirador y maestro reconocido de Francisco Pérez de los Cobos, a quien de alguna manera vendría a sustituir en el Constitucional, sino que además es un jurista camisa vieja del PP (habitual en los cursos de FAES, cuando esta Fundación aún era el principal motor ideológico de Génova), que tan pronto como llegó al poder se acordó de él en nombramientos y premios.

Por ejemplo, en 2001, el ministerio de la Presidencia del Gobierno Aznar lo incluyó como experto del Consejo Económico y Social en representación del Gobierno, precisamente junto a su pupilo Pérez de los Cobos, o hace sólo unos meses, aún estando en funciones, Rajoy, a través de Fátima Báñez, le concedía la Medalla al Mérito en el Trabajo en su categoría de Oro.

Que la intención de Rajoy es asegurar la presencia del casi octogenario Montoya, referente ideológico de Pérez de los Cobos, en el Constitucional, lo demuestra que el PP lo va a ir proponiendo por todos los Parlamentos autonómicos hasta lograr que alguno apruebe su candidatura y la eleve al Senado. En Valencia, donde el PP ya le presentó, el acuerdo de las fuerzas de izquierdas impidió su inclusión, pero aún le queda, por ejemplo, Madrid, donde el PSOE tiene mucho interés en sacar adelante la candidatura de Conde Pumpido, y Montoya podría aparecer como contrapeso del PP para formalizar las necesarias mayorías.

http://www.elplural.com/politica/2017/02/02/rajoy-manipula-las-reglas-para-asegurarse-la-colocacion-de-sus-jueces-en-los

El Gobierno allana el camino para que Pérez de los Cobos entre en el Tribunal de Estrasburgo

Rajoy limita a 61 años la edad de los aspirantes y deja fuera a María Emilia Casas

El Consejo de Ministros aprobó el pasado viernes las pautas para la elaboración de una terna de candidatos para la elección del juez en representación de España del Tribunal Europeo de Derechos Humanos (TEDH), con sede en Estrasburgo. El Gobierno tiene un favorito claro: el presidente del Tribunal Constitucional, Francisco Pérez de los Cobos, que dejará este órgano en las próximas semanas.

Las condiciones aprobadas por el Gobierno para los aspirantes incluyen una novedad respecto a convocatorias anteriores: los aspirantes no pueden tener más de 61 años. Esta condición allana el camino de Pérez de los Cobos porque deja fuera a la que podría ser su principal rival: la también expresidenta del Constitucional María Emilia Casas, que ha cumplido 66 años.

El mandato del actual juez titular en representación de España en el tribunal europeo, Luis López Guerra, designado por el Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, ya ha expirado y el Ejecutivo debe abrir un plazo para que se presenten candidaturas y proponer un sustituto. Fuentes del Gobierno han confirmado que es la primera vez que se incluye un límite de edad para aspirar al puesto. Estas fuentes argumentan que se ha tomado esta decisión para propiciar que el elegido pueda mantenerse en el cargo los nueve años que dura el mandato, ya que el Convenio Europeo para la Protección de los Derechos Humanos exige que los jueces del tribunal europeo deben ser menores de 70 años. Al cumplir esta edad, deben abandonar el cargo.

María Emilia Casas, presidenta del Constitucional entre 2004 y 2011, había expresado a su entorno su decisión de aspirar al puesto. Tanto Casas como Pérez de los Cobos cumplen el resto de condiciones, similares a las de años anteriores: tener nacionalidad española y un elevado conocimiento de uno de los dos idiomas oficiales del tribunal (inglés y francés) y al menos suficiente conocimiento pasivo del otro.

El convenio por el que se rige el tribunal exige que los candidatos sean “personas que gocen de la más alta consideración moral y reúnan las condiciones requeridas para el ejercicio de altas funciones judiciales o ser jurisconsultos de reconocida competencia, no pudiendo ejercer durante su mandato ninguna actividad que sea incompatible con las exigencias de independencia, imparcialidad o disponibilidad necesarias para una actividad ejercida a tiempo completo”. Los dos expresidentes del Constitucional estarían en condiciones de acreditar este requisito, aunque Casas cuenta a su favor con que Europa quiere corregir el déficit de mujeres en sus tribunales (ahora solo hay 16 de 47 miembros en el TEDH).

El PSOE presentará este jueves en el registro de Congreso una pregunta dirigida al Gobierno en la que muestra su sorpresa por la inclusión de esta condición de la edad en la convocatoria para el nombramiento, que “no tiene precedentes ni está justificada”.“Establecer los 61 años como edad máxima deja fuera del procedimiento a toda una generación de juristas de excepcional y reconocida competencia, a los que les queda más de una década de ejercicio profesional, académico o judicial en plenitud de facultades”.

En el texto se recoge la doctrina del propio Tribunal Constitucional de defensa del artículo 14 de la Constitución Española, que garantiza la igualdad ante la Ley de todos los españoles, sin que pueda prevalecer discriminación por razón de nacimiento, raza, sexo, religión, opinión o cualquier otra condición o circunstancia personal o social

ABSTENCIÓN EN LOS CASOS DE ESPAÑA

Si es elegido juez del TEDH, Francisco Pérez de los Cobos estaría obligado a abstenerse en los casos en los que haya participado como magistrado del Constitucional. En la práctica, tendría que ausentarse en todas las causas que afectan a España excepto en las relativas al derecho a la propiedad, que no pasan por el Constitucional. Esta situación no gusta en el tribunal europeo porque obliga a costear el trabajo de los jueces ad hoc (sustitutos) con una tarifa que supera los 1.000 euros al día.

http://politica.elpais.com/politica/2017/02/01/actualidad/1485979093_065685.html

EL GOBIERNO PROPONDRÁ A PÉREZ DE LOS COBOS COMO JUEZ ESPAÑOL EN EL TEDH

Desde el Ejecutivo se quiere premiar la labor que el actual presidente del Constitucional, Francisco Pérez de los Cobos, ha realizado estando al frente del tribunal de garantías con el desafío separatista catalán. En enero de 2017, expira el mandato del actual miembro de España en el Tribunal de Estrasburgo, Luis López Guerra.

El mandato del actual presidente del Tribunal Constitucional, Francisco Pérez de los Cobos, expirará el próximo 29 de diciembre -junto al de la vicepresidenta Adela Asúa, el magistrado Ricardo Enríquez y la vacante que dejó el fallecido Luis Ortega- por lo que éste abandonará la institución tras haber pasado siete años en la misma; figurando la mitad de este tiempo como cabeza visible del guardián de la Constitución.

Sin embargo, todo apunta a que Pérez de los Cobos no regresará a su despacho en la Universidad Complutense de Madrid, donde ejercía como catedrático de Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social. Fuentes del Ejecutivo, consultadas por Vozpópuli, explican que el Gobierno tiene intención de que sea nombrado juez en representación de España en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos de Estrasburgo (TEDH) en sustitución de Luis López Guerra, nombrado por el Ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero en 2007.

Se da la circunstancia de que el mandato de López Guerra expira el próximo mes de enero y, a partir de ahí, se activará el mecanismo legal previsto para designar a su sustituto. Los jueces del TEDH son elegidos por nueve años sin posibilidad de renovación cuando expira el mandato.

López Guerra tumbó la Parot
Las fuentes consultadas explican que a favor de Pérez de los Cobos hay dos factores muy importantes. Por un lado, que el Ejecutivo no quiere más sorpresas en Estrasburgo después de que el propio Luis López Guerra, juez representante de España en la Corte, apoyara tumbar la denominada doctrina Parot que obligó a excarcelar a decenas de etarras pese a que la Abogacía del Estado defendió de forma férrea en Estrasburgo su aplicación y legalidad.

Por otro lado, el Gobierno de Rajoy se siente en "deuda" con la "magnífica labor" que ha hecho Francisco Pérez de los Cobos como presidente del Constitucional dando respuesta al "problema catalán". Desde que el magistrado asumió la presidencia del Alto Tribunal todas las resoluciones sobre los intentos independentistas de Cataluña han sido adoptadas por unanimidad de los magistrados que componen el tribunal y con rapidez, y en gran medida, ese hecho ha sido posible gracias a la labor desempeñada por Pérez de los Cobos en el seno del TC.

No obstante, el Ejecutivo no sólo dará el nombre del presidente del Alto Tribunal para ocupar la plaza de Estrasburgo ya que la última palabra sobre su elección la tiene el Consejo de Europa. El Consejo de Ministros aprobará previsiblemente un acuerdo con una terna de candidatos para sustituir a López Guerra que remitirá a la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa, órgano encargado de designar a los miembros del TEDH tras la votación de los estados miembros.

http://www.vozpopuli.com/actualidad/nacional/Gobierno-propondra-Perez-Cobos-TEDH_0_981202867.html

Volver

© Copyright. 1998 - 2017. www.losgenoveses.net . Ningún derecho reservado. Aquí es todo de gratis y sin comisiones
( Página diseñada para ver con Explorer 9 ó superior  a 1024 x 768 píxeles )